Gastronomía de Los Picos de Europa.

Carne y pescado y mar y montaña, es el carácter de la Comarca Asturiana de los Picos de Europa, y la proximidad de los dos elementos es la que contribuye a que en su gastronomía incorpore ambos productos por igual.

En la carne destacarán los productos derivados del cerdo (gochu), en forma de embutidos y morcillas que se utilizan como protagonistas en los potajes. Pero es la carne roxa (roja), es decir de ternera alimentada en los pastos de los puertos de montaña, en completa libertad y sin dietas de piensos, la que marcará la diferencia sobre cualquier otra área geográfica y sobre cualquier otra carne similar: jugosa, tierna, sabrosa, son los calificativos que mejor la definen.

 

Vacas pastando en Los Lagos de Covadonga
Vacas pastando en la Vega La Tiese con el Lago Ercina y Los Picos de Europa de fondo.

 

Los pastos de altura alimentan también rebaños de cabras y ovejas que, además de nuestros famosos  quesos, ofrecen a nuestros fogones cabritos y corderos que se presentarán a la mesa guisados al estilo tradicional, a la parrilla o al horno.

Otra carne muy apreciada e incorporada en muchas cartas locales es la de la caza, principalmente la mayor, de jabalí, ciervo, corzo o rebeco.

En los últimos años se ha revalorizado el pollo tradicional, alimentado en libertad y a base de grano, lo que le confiere una textura y un sabor absolutamente diferente a los pollos de carnicería o industriales. En la comarca se denomina PItu de Caleya o pollo de aldea, y se suele ofrecer guisado al estilo tradicional.

De la mar y del río se ofrecen merluzas, xáragos, bonitos, lubinas, salmones, truchas, centollos, almejas… a la plancha o en salsas varias, pero siempre frescos.

Incorporando tanto productos cárnicos como pescados, los potajes son característicos de la zona: desde la típica fabada, les fabes con almejes, el pote asturiano, les fabes con marisco, etc. Siempre constituyen un primer plato de gran consistencia.

 

Plato de Fabada Asturiana
Fabada asturiana

 

La huerta de la comarca de Los Picos de Europa es abundante y generosa, y siempre ha sido protagonista de las despensas de los pueblos. Estos productos, junto con los frutos secos, están incorporadas a las cartas de nuestras sidrerías y restaurantes, siempre frescos y de productores locales. Las patatas, los guisantes, les fabines verdes, les fabes, las castañas, las nueces... forman parte de exquisitos platos que los cocineros elaboran en los muchos fogones que se encuentran a lo largo de toda la geografía comarcal. Además en el mercado dominical de Cangas de Onís los puede adquirir directamente de los vecinos de los pueblos que todos los domingos bajan a cangas a vender sus mercaderías.

 

Verduras en el mercado de Cangas de Onís
Verduras en el mercado de Cangas de Onís

 

Un manjar que se podrá encontrar tanto en el mercado como en cualquier restaurante, y que constituye una de las principales señas de identidad de este territorio, son los quesos, ideales tanto como aperitivo como de postre y, generalmente, servidos en raciones o en tablas y surtidos que combinan distintas variedades. "El Gamoneu" es el queso por excelencia de Cangas de Onís, hay dos variedades (del puertu y del valle) y es uno de los quesos más afamado de Asturias junto con el excepcional "Cabrales".

 

Los queseros lo elaboran en sus explotaciones ganaderas o en el puerto, dependiendo de la variedad y la temporada. Juan Sobrecueva es uno de los queseros de Gamoneu que mejor han sabido mantener la tradición, y sigue elaborando un queso de primera con la leche de su ganadería.

Juan Sobrecueva
Juan Sobrecueva con su asturcona subiendo quesos a la cueva de maduración

 

A la hora del postre también se puede escoger la opción dulce, especialmente en aquellos establecimientos que ofrezcan postres caseros como el Arroz con Leche, cremoso con sabor a canela, corteza de limón y anís, y cocido lentamente como manda la tradición.
También merecen ser destacados los borrachinos, los flanes especialmente si están elaborados con huevos caseros, y los frixuelos o joyueles, que se sirven rellenos de mermeladas, nata o chocolate, o simplemente con azúcar espolvoreada.

En Cangas de Onís elaboran el Helado Peña Santa, especialidad de helado con merengue requemado. Receta del tristemente desaparecido Hotel Ventura, hoy en la heladería La Moderna (para los cangueses La Machaca ) lo siguen sirviendo a su clientela. 

 

 

 

 

 

Aviso. Este sitio usa cookies. Más información de las condiciones